Connect with us

Otras Latitutes

“Enchufado” y “mitómano” Danny José Pascali Romero se creería en Venezuela por encima de la ley

Published

on

El venezolano Danny José Pascali Romero es, se escucha, el típico ejemplo de «enchufado» que durante años ha tratado de escalar posiciones en Venezuela gracias a sus mentiras y a los contactos en el poder que consigue hacer con esas mentiras, según un reporte de la web Prensa América.

Mitómano, políticamente camaleónico, egocéntrico y violento, Pascali ha fingido ser completamente chavista para conseguir toda clase de privilegios con los chavistas, pero también completamente opositor, para servirse de gobiernos opositores.

Por años ha corrompido a la justicia en Venezuela para librarse de demandas y acusaciones penales en contra suya. Pero también es el vivo ejemplo, y que bien le queda eso de «vivo» por lo ladino y sagaz que se escucha es, del bandido que cuando se ve descubierto en sus fechorías grita «allí va el ladrón» para victimizarse, cuando es más que evidente quién es el verdadero maleante.

El mentado «seudoempresario» acostumbraría a acusar a otros de difamadores, de extorsionadores y de todo cuanto le apetece, cuando es él quien verdaderamente practica todo aquello de lo que a otros acusa.

Quienes se atreven a tratar de defender a semejante sujeto, como dirían en Venezuela, deben tener las bolas cuadradas, pues es como si alguien tratara de demostrar que «El Chapo» Guzmán nunca fue narcotraficante o que Bernard Madoff no fue nunca estafador.

Aquí recopilamos algunas historias de tan desvergonzado individuo.

Danny Pascali, sobrino del exalcalde y exdiputado por Anzoátegui Jacinto Romero Luna es un individuo bastante controversial. Como contratista de PDVSA Gas salió muy mal parado por supuesta mala ejecución de contratos, algunos cobrados y no concluidos. En su círculo se dio a conocer como presunto socio de negocios y representante de un exgobernador de la región capital de Venezuela. Pascali construyó un centro comercial en la ciudad de Lechería, en opinión de muchos, no cumpliendo con todas las variables urbanas. Con el dinero ganado en sus negocios ha comprado propiedades en Norteamérica. La supuesta emisión de cheques sin fondos y un juicio por presuntas lesiones también le han ocasionado problemas. Se volvió contratista de la alcaldía de Lechería y fue uno de los que allí contribuyeron con las finanzas de precandidatos de la oposición.

En el año 2012 un anciano trabajador acudió al Centro Comercial Mar Pacífico de Lechería a propósito de solicitar el pago de una deuda laboral, lo que originó que el hombre fuese agredido por el propietario del centro comercial, Danny Pascali.

Centro Comercial Mar Pacífico de Lechería

Pascali sacó a relucir un arma de fuego y realizó varios disparos, colocando en riesgo la vida de personas que se hallaban en el lugar. Al sitio de los hechos acudieron comisiones de la Policía Municipal de Urbaneja (Lechería) procediendo a detener y trasladar esposado al agresor a una celda en la sede del cuerpo policial, en donde fue puesto a la orden del Ministerio Público. Una vez en la celda, se presentó una reyerta entre el apresado y otros detenidos, en la que hubo fuertes agresiones entre ambas partes y en la que Pascali trató de despojar del arma de reglamento a un policía que intentó desapartarlos. Pascali advirtió con solicitar ante las autoridades competentes que fuese intervenida la Policía Municipal de Urbaneja.

Pascali es sobrino del exdiputado a la Asamblea Nacional de Venezuela, Jacinto Romero Luna (MUD-Anzoátegui) y supuestamente aseguraba ser allegado del gobernador de Vargas Jorge Luis García Carneiro, de diputados del PSUV y de miembros de la Casa Militar Presidencial. Anteriormente había tenido problemas por el pago de liquidaciones y prestaciones sociales a sus trabajadores.

Tras haber conocido la noticia sobre la detención del ciudadano Danny Pascali, propietario del centro comercial Mar Pacífico, en la ciudad de Lechería, estado Anzoátegui, al menos 10 personas acudieron a la sede de PoliUrbaneja para sustentar denuncias en contra del aprehendido.

El comerciante fue detenido por presunto intento de homicidio en contra de un humilde trabajador, porte ilegal de arma de fuego en una obra en construcción y resistencia a la autoridad. Pascali fue recluido en una celda en la sede de la Policía Municipal de Lechería, en donde tras discutir con otros presos, protagonizó una riña en la que recibió fuertes golpes que le ocasionaron la pérdida de al menos 2 piezas dentales. Con el rostro hinchado por los golpes y la ropa de marca que llevaba puesta hecha a ñicos, por pedido de su esposa y su secretaria, fue trasladado a otro espacio dentro de la misma sede policial. El «seudoempresario» presentaba solicitudes por el presunto delito de violencia contra la mujer.

Arrendatarios del Centro Comercial Mar Pacífico de Lechería se agruparon para ejercer acciones contra maltratos y amenazas por parte del propietario. En 2012 condenaron que el acceso a locales les había sido negado con la colocación de cadenas y candados por presentar retrasos de 5 días en el pago del inquilinato, así como la no emisión de facturas por el arrendamiento, debidamente validadas por el Seniat.

Danny Pascali quedó en libertad el 26 de septiembre de 2012, tras haber estado preso por intento de homicidio en Lechería. Declaró entonces que supuestamente no había sido detenido y que tenía total apoyo de defensores de derechos humanos y de directivos del PSUV-Anzoátegui, como el dirigente Daniel Aro, detenido en Venezuela en febrero de 2022 por tráfico de combustible, además de otros con los que presuntamente Pascali había conversado.

Pascali Romero, quien es propietario del Centro Comercial Mar Pacífico y dueño de una casa que ha utilizado el partido Primero Justicia en Anzoátegui, ha mediado una campaña de difamación pública y notoria contra el Poder Judicial del estado Anzoátegui, manifestando que “lo tiene comprado”.

Casa del partido Primero Justicia en Lechería, Anzoátegui, propiedad de Danny Pascali
Casa del partido Primero Justicia en Lechería, Anzoátegui, propiedad de Danny Pascali

El mismo ha intentado poner en duda la honorabilidad del ente judicial, jactándose de decir que es “intocable” a pesar de cometer cierta cantidad de irregularidades en ese estado. Pascali ha asegurado que no le llegará la espada de la justicia, pues según él, “controla el poder judicial del estado” Anzoátegui.

Dicho ciudadano afirmó haberle entregado una camioneta Jeep Cherokee a una fiscal del estado Anzoátegui.

Pascali ha sido financista del partido opositor Primero Justicia, asimismo socio y testaferro de su tío el exalcalde de Anaco, Jacinto Romero Luna, quien ejerció el cargo durante 24 años y de igual manera ha fue denunciado por el delito de “enriquecimiento ilícito”.

Danny José Pascali Romero y Jacinto Romero Luna

Además existen pruebas del financiamiento de Pascali a las llamadas “guarimbas” o protestas contra el chavismo en 2014, suscitadas en el estado Anzoátegui, además de su activa participación en tales actividades.

Estos son los documentos de una denuncia presentada ante la Contraloría General y la Fiscalía General de Venezuela contra el exalcalde Jacinto Romero Luna por malversación de fondos y contra su sobrino, Danny José Pascali Romero.

Danny Pascali Romero infundía en 2017 poder y temor en Lechería, paseándose con varios escoltas y en camionetas importadas y vociferando tener supuestas amistades con políticos. En 2014 ciudadanos de Lechería, estado Anzoátegui, solicitaron una investigación en contra del ciudadano Pascali Romero, quien es propietario del Centro Comercial Mar Pacífico y dueño de la casa que utilizaba el partido Primero Justicia en la entidad, por una supuesta campaña de difamación pública y notoria contra el Poder Judicial del estado Anzoátegui, manifestando que “lo tenía comprado”, poniendo en duda la honorabilidad del ente judicial, jactándose de decir que era “intocable” a pesar de cometer cierta cantidad de irregularidades en el estado y de haber estado detenido por hechos de violencia contra la mujer, lesiones y porte ilícito de arma de fuego.

Desalojo violento

Una denuncia por atropellos físicos y sicológicos ante los organismos competentes realizó el abogado Alejandro José Mata Rojas, al sentirse afectado junto a su representado William Marcano, durante un desalojo efectuado el mes de octubre de 2016, en una vivienda, ubicada en el conjunto Residencial Villas Pacific, urbanización El Morro de Lechería. Señaló el abogado que él fungía como apoderado judicial del ciudadano William Marcano, en causas que se ventilaban ante la Dirección Magisterial de la Vivienda del estado Anzoátegui, tribunales de la República y Fiscalía del Ministerio Público, en ocasión a la presunta estafa inmobiliaria cometida por los ciudadanos Danny Pascali, Nairy de Pascali, Amarilis Caraballo y Carlos Rivas. Mata y su representado manifestaron que el ciudadano José Marval, supuestamente autorizado por el señor Carlos Rivas, acompañado de una comisión policial del estado Anzoátegui, en la unidad patrullera 286, al mando del Superior Agregado Gil y en compañía de otros seis funcionarios, violaron la entrada principal del Conjunto Residencial, sin una orden judicial e ingresaron de forma violenta a la vivienda identificada con el N° 5.

Los denunciantes fueron agredidos físicamente conjuntamente con la esposa de su representado, y rompieron enseres del hogar para desalojarlos de manera arbitraria de la citada vivienda, bajo el alegato de que procedían conforme a instrucciones giradas vía telefónica por la juez rectora del estado Anzoátegui, Dra. Mirna Mas y Rubí Spósito, según el Agregado Gil, quien manifestó públicamente que se encontraba hablando por teléfono con la mencionada Juez. Dijo el Dr. Mata que todo este cuadro conformaba una violación a garantías constitucionales, normas de orden público, exceso y abuso extremo de autoridad por parte de los mencionados funcionarios. “Hacemos responsable de nuestra seguridad y la de nuestros familiares a los ciudadanos: Danny Pascali, Nairy de Pascali, Amarilis Caraballo, Carlos Rivas, José Marval y a la Dra. Mirna Mas y Rubí Spósito; así como a los funcionarios actuantes en la comisión dirigida por el agregado superior Gil”, expresaron los denunciantes a medios del estado Anzoátegui en 2017.

El «dueño» de la policía de Lechería

Danny Pascali es quien aparece en un video de 2013 discutiendo con funcionarios de la policía municipal de Lechería, obstruyendo un procedimiento de forma amenazante y golpeando sus patrullas. El video fue grabado por los propios policías, a los que Pascali reclamaba encolerizado y altanero al parecer por la detención de un menor de edad. Pascali, quien por este y otros actos se ha labrado mucho rechazo en el municipio Urbaneja de Anzoátegui, en donde aseguraba tener contacto directo con el gobernador de Vargas, García Carneiro (Psuv), se permitía este y otros abusos por su amistad y financiamiento político a dirigentes de Primero Justicia que gobernaban para entonces la alcaldía de Lechería.

Detenido por extorsión

En 2021 Danny Pascali fue detenido en Venezuela por estar presuntamente comprometido con una red de extorsión. Otro de los aprehendidos fue un funcionario del área de investigaciones de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (DGCIM).

Funcionarios de la alcaldía de la ciudad de Lechería, en el mismo estado, también estuvieron comprometidos con el caso.

El motivo se debería a una extorsión contra un ciudadano por un terreno en Lechería y las detenciones se generaron al parecer cuando el afectado, con altas conexiones en el poder, presentó su denuncia.

En torno a Pascali se conoce que es dueño de un centro comercial en Lechería, denominado Mar Pacífico y que se paseaba con escoltas en camionetas importadas vociferando de amistades con políticos y en el poder judicial, como lo recuerda un comentario en Twitter del año 2018.

Pascali, en complicidad con algunos funcionarios de un cuerpo de inteligencia del Estado, habría sido el autor intelectual para montarle un expediente a comerciantes, para pedir a cambio un terreno ubicado en la avenida principal de la ciudad de Lechería, valorado en unos cuantos miles de dólares. Todo esto para proceder a dejar sin efecto las investigaciones en curso, a lo cual los comerciantes respondieron acudiendo a la Fiscalía General de la República en busca de justicia y la defensa de sus derechos, ante lo cual fue ordenada una investigación por el propio fiscal general de la Nación, dando como resultado la detención de varios funcionarios, así como la del empresario Pascali. En el caso hubo otros involucrados con alto poder político, que estuvieron mediando para obtener la libertad de los involucrados y librarse del brazo de la justicia.

A Pascali lo acusaron de haberse confabulado con un grupo de oficiales de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (DGCIM), entre ellos los capitanes Jean Fernández y Mario Marcano, para extorsionar en la zona oriental de Venezuela a un empresario que respondería al apellido de Sánchez. Es preciso mencionar que el capitán Oswaldo García, fiscal militar, también fue señalado.

En el caso también estuvo implicado Rodrigo Rodríguez, empresario de la ciudad de Maturín, propietario de Hielos Polar, empresa dedicada a la fabricación industrial de hielo.

Tanto ambos empresarios, como los oficiales detenidos, fueron presentados en tribunales del estado Anzoátegui, donde les fueron decretadas medidas privativas de libertad.

El 15 de enero funcionarios de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (DGCIM) ejecutaron un operativo de entrega controlada a unos miembros de la delegación anzoatiguense de ese cuerpo, señaló pdctv.info al informar del caso.

Realizada la entrega controlada, detuvieron a Jean Fernández, funcionario del Dgcim, y también al civil Rodrigo Rodríguez, de quien se dice es empresario en la zona norte de Anzoátegui.

Las investigaciones y el vaciado telefónico arrojaron la identificación de otras tres personas: Mario Marcano (Dgcim), Oswaldo García (Fiscal Militar 61 NN), quien simuló un hecho punible para extorsionar, y el civil Danny Pascali, seudoempresario y propietario de varios centros comerciales en Lechería, reseñó el 23 de enero de 2021 el medio venezolano El Pitazo.

Fuentes señalaron que Pascali era el líder de la presunta banda de extorsión dedicada a despojar de terrenos a sus víctimas.

“Pascali habría captado a los funcionarios anteriormente señalados para intentar despojar de unos terrenos a un empresario del oriente venezolano”, reseñaron medios venezolanos.

Para la investigación del caso fue designado el Fiscal 46 del Ministerio Público contra extorsión, quien imputó a los detenidos los delitos de asociación para delinquir, extorsión agravada y simulación de hecho punible.

Todos, salvo el fiscal militar que todavía no había sido aprehendido, fueron presentados el 21 de enero ante el Tribunal Primero de Control de la Circunscripción Judicial del estado Anzoátegui.

Justicia comprada

En 2021 se difundió la información que el caso en Venezuela por extorsión donde estaba implicado el empresario Danny Pascali como autor intelectual, junto a un par de funcionarios de un cuerpo de inteligencia del Estado, además de otros empresarios, estaban dándolo por concluido, con el otorgamiento de libertad plena a los involucrados.

Se comentó de fuertes sumas en dólares que abogados defensores estaban ofreciendo a algunos funcionarios, tanto del Ministerio Público como de tribunales.

Al parecer, Pascali puso en venta una aeronave modelo Learjet 45, de su propiedad, para poder costear «su defensa» y pagar posibles sobornos.

Pascali fue finalmente puesto en libertad y ahora se pasea por Venezuela fingiendo desvergonzadamente ser una víctima a la que prácticamente la Iglesia católica debe canonizar.

 

Lea el Semanario El Venezolano – Edición Miami, del 19 al 25 de mayo de 2022

Continue Reading
Advertisement
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Otras Latitutes

Gabriel Reyes Hernández y Luis Bracho: Dos venezolanos en conflicto, pero con una historia semejante asociada al narcotráfico y las relaciones políticas en Venezuela

Published

on

By

El ganadero venezolano Gabriel Reyes Hernández estuvo relacionado en Venezuela con el exgobernador del estado Apure (1999 – 2000) y (2004 – 2011) Jesús Aguilarte Gámez. Reyes ha sido conectado con el tráfico de droga y armas, lavado de dinero y otros delitos.

Según un reporte de la web Prensa América, Reyes Hernández fue hombre de confianza de Aguilarte, mientras este otro gobernaba Apure; época en la que el entonces mandatario estadal se sumergió en un mundo no muy apartado del tráfico de droga, armas y las fiestas con prostitutas.

Gracias a sus contactos políticos y con jefes castrenses, Reyes extendió su dominio por todo Apure.

Reyes ha sido desplazado por Luis Bracho, otro ganadero con muchas más influencias y relaciones dentro del Gobierno venezolano. Tras la caída en desgracia de Reyes a nivel político y su detención en instalaciones de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (DGCIM), el alicaído ganadero se ha dedicado a despotricar de Bracho. Mientras estuvo detenido en la DGCIM, Reyes aseguró en una ocasión que los presos en esas instalaciones se encontraban bien atendidos, mientras gozaba de algunos privilegios y se permitía realizar fiestas.

Gabriel Reyes Hernández

Reyes fue detenido tras haber sido acusado de encubrir y proteger a una persona implicada en un plan magnicida dirigido contra el mandatario Nicolás Maduro. Gracias a esa protección, el presunto magnicida logró huir de Venezuela.

Una vez que Reyes Hernández perdió los privilegios que alguna vez tuvo gracias a sus vinculaciones políticas, el espacio vacante fue ocupado por Luis Bracho.

 

Bracho, por su parte, es alguien vinculado a muy altas personalidades políticas venezolanas. El ganadero está relacionado también con el exgobernador chavista del estado Zulia, Francisco Arias Cárdenas, a través de su yerno Rafael Villasmil. Luis Bracho se ha dado a la tarea en los últimos años de comprar diferentes fincas ganaderas, convirtiéndose en propietario de gigantescos hatos, como el Hato Merecure, en el estado Apure, que cuenta con unas características geográficas especiales. En la misma zona operan campamentos de las disidencias de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y del Ejército de Liberación Nacional (ELN).

El Hato Merecure cuenta con pistas de aterrizaje, que se sospecha pudieran estar siendo utilizadas para traficar grandes cargamentos de cocaína. También dispone de acceso directo al río Arauca, que se interconecta con el río Orinoco, hecho que permitiría que los alijos de droga puedan llegar por vía fluvial hasta El Caribe y el Océano Atlántico. De allí parten dudas también que se han generado, como consecuencia de la reciente detección, en inmediaciones de la finca de Luis Bracho, de un narcosubmarino.

Las actividades de Reyes Hernández han quedado al descubierto en algunos trabajos de investigación periodística. Sin embargo, el ganadero también ha logrado que ciertos comunicadores venezolanos lo entrevisten y le concedan centimetraje de manera reivindicativa, casi como si se tratara de un paladín de la justicia y de un investigador, pues éste asegura que ha realizado investigaciones sobre Luis Bracho.

Gabriel Reyes Hernández

Reyes participa en entrevistas del periodista venezolano Miguel Ángel Rodríguez, encargado del área informativa de EVTV Miami, canal de televisión al borde de la quiebra, tras perder financiación que recibía del llamado «Gobierno Interino» de Juan Guaidó.

 

Pero las denuncias de Bracho parecen tratarse más bien de una pelea entre dos facciones de una misma cosa; dos ganaderos a los que se ha vinculado o se vincula con actividades al margen de la ley, uno caído en desgracia frente al régimen político imperante en Venezuela, quien migró a Estados Unidos, devenido en delator y quien quizás conserve todavía parte de su fortuna y relaciones. El otro pasó a sustituirlo y a ocupar sus predios, en un entorno dominado por organizaciones dedicadas al tráfico de droga en grandes cantidades.

«Preso político»

En 2022, el comunicador de Nicmer Evans Punto contó en una entrevista en Punto de Corte que el día que entró en el Sector C de las mazmorras de la DGCIM en julio del 2020, como preso político, entre los saludos de una triste pero emotiva bienvenida de todos los militares y civiles que se encontraban arrumados, se me acercó un hombre pálido y visiblemente enfermo que con voz fuerte lo primero que me dijo es que yo saldría pronto, el fue Reyes Gabriel Hernández, ubicado en la celda 3 de los sótanos de ese órgano del mal, que opera para satisfacer las operación de la autocracia para la represión política y también económica.

Gabriel Reyes Hernández

Reyes era una leyenda dentro de la DGCIM, y entre mitos y fábulas, pudimos conversar varias veces sobre la visión de país que teníamos. Existe un código silente entre quienes pasamos por ese sitio, no preguntamos la historia del otro; a menos que quiera contarla, así que pocas veces conversamos sobre el tema.

Por su condición de salud Reyes tenía una nevera ejecutiva para mantener algunos de sus medicamentos refrigerados; y algunos preservábamos algunos pocos alimentos que nos traían nuestros familiares en esa neverita ejecutiva.

Sin acceso a luz solar durante semanas, su palidez me preocupaba, pero él, solidario, compartía alguno de los “privilegios” con el resto de los presos políticos, incluso sus medicamentos.

De él se decían muchas cosas, aunque hoy es evidente que ha decidido limpiar su honor dando la cara y denunciando lo que otros han callado.

Al salir del DGCIM vi varios artículos escritos sobre su posible vinculación al narcotráfico; cosa que hoy en esta entrevista, entre otras cosas, nos responde sin pudor.

Hace unos días recibí una llamada de un número que no tenía identificado, proveniente de los Estados Unidos de América, no contesté por norma, si no tengo identificado el número y si no he concertado previamente una llamada del extranjero, no contesto, pero a los días me escribe diciéndome que quería decir su historia, y hoy aquí está parte de ella.

Se dice en artículos de prensa sobre ti que tenías privilegios en la DGCIM, ¿Es cierto esto?

No, no, ahí no tiene privilegios nadie. En un momento en mi salud, el cual tengo un bypass gástrico, me dio un infarto adentro de la DGCIM, tengo dos stent coronario, sufro de diábetes mellitus II.

Ellos cuando vieron que yo me estaba muriendo, permitieron una nevera y permitieron un microondas el cual lo compartía con todos los presos que estaban allí conmigo que pueden dar el testimonio. Lo saqué y los puse en el pasillo para que todos calentaran su comida y el que quería guardar o beber agua fría, lo podía hacer desde la nevera, pero en realidad privilegios en lo absoluto.

Yo estuve torturado, me pusieron corriente, me pusieron todo el jarabe que le dieron a los demás presos, que están adentro y unos que están afuera, lo viví con ellos. No tuve ningún tipo de privilegios dentro de la DGCIM.

También se ha reseñado que estabas preso por un pase de factura por vinculaciones con el narcotráfico colombiano, ¿Qué nos puedes decir sobre eso?

Nunca en mi vida he estado vinculado al narcotráfico, nunca he sido investigado por narcotráfico. Acuérdate que yo fui un preso que me llevaron por, no soy político, me llevaron por un político, por una persona que quería mi tierra, que quería la finca, que quería el hato Chaparralito y nunca, nunca he estado ligado a ningún grupo irregular ni a ningún grupo que se dedique al narcotráfico. Nunca, ni he sido investigado en mi país, ni en ningún país del mundo por narcotráfico.

¿Fueron violados tus Derechos Humanos?

De los derechos humanos, te puedo decir, por supuesto que sí, fui víctima del retardo procesal. Voy a empezar por lo penal. No tuve derecho a mi defensa, violación de derechos humanos, fui torturado, me pusieron corriente, me tuvieron aislado de mi familia, en períodos largos no me permitían medicamentos, no me sacaban a la clínica, no me sacaron nunca a mis médicos. Mis Derechos Humanos fueron violados sistemáticamente, todos mis derechos fundamentales, todos, todos.

Ellos cada vez que querían sacarme, me sacaban y me mandaban a poner una ropa oscura y me metían en “el tigrito” 48-72 horas, sino me agarraban y me pasaban a un cuarto de tortura donde recibí corriente y donde recibí golpes en todo mi tronco, en las costillas, en el pecho, en la espalda, en la cabeza, recibí un alfiler que pusieron por debajo de mis uñas muchas veces, y me dejaban amarrado.

Se me salió un brazo, el brazo derecho porque me levantaron con una “señorita” como en siete oportunidades y bueno, las violaciones de derecho son, imagínate: Violación al debido proceso, violación a mi defensa, violación al derecho universal de la vida, violación a mis derechos humanos, violación a mi libertad porque yo soy un privado de libertad de más de 1614 días bajo tortura, sin ningún argumento legal para haberme hecho eso, ni para privarme. Por lo tanto, el mismo juez declara cuando me da el sobreseimiento que fue el juez que me libró la orden de captura estando preso porque primero tenía libertad plena y después ese mismo juez, Carlos Jaime, le ordenan librar una orden de captura en flagrancia como si yo hubiese tenido dos granadas de humo y 40 proyectiles, y yo estaba era en los sótanos de la DGCIM.

El mismo juez en el acto motivado del sobreseimiento indica que mis derechos humanos fueron vulnerados, fueron violados y el derecho a la defensa. El mismo juez lo asume en su motivación de sobreseimiento porque él mismo fue el que me libró la orden de aprehensión. Ahora cuando el juez se apega a la Constitución, se apega a las leyes y al marco jurídico, me da mi libertad que es lo menos que me convenía, me manda a entregar mi hato en el estado Apure y en ese momento a las 28-30 horas es capturado el juez y es capturada mi defensa. ¿Qué más violación de derechos quieres escuchar?

¿Cuál fue entonces la razón de tu detención?

La razón de mi detención en el DGCIM (a mi creencia porque lo viví y estoy viviendo todo lo que me hicieron), fue para defalcarme, para robarme como lo hace la tiranía, como la tiranía opera en Venezuela, pero me robaron 7.500 reses, 7.500 animales en el hato, me robaron la planta de lácteos El Guariqueño que estaba dentro del hato y que producía 34 mil litros de leche diarios, tenía 80 empleos directos, tenía 130 empleos indirectos y yo pienso que aparte de eso, todo lo que me hicieron, todo lo que me robaron, todos los bienes de la familia, las casas, me hackearon, me robaron hasta los relojes, me robaron la ropa íntima de mis hijas, o sea todo se lo robaron. Dejaron todo en obra gris.

Yo pienso que aparte de robarme, era un objetivo también de ellos en la zona porque el hato Chaparralito geográficamente es un punto muy específico y tiene muchas virtudes.

¿Cuáles virtudes? Te las puedo decir: Tiene entrada de invierno y verano, tiene luz eléctrica completa que va en línea para allá de la línea central y es un hato que es prodigioso porque no se anega en el verano, en el invierno. Entonces en el invierno tiene muchas cualidades porque todos los hatos quedan helados y a ese hato tú puedes llegar en vehículo todo el tiempo.

A mí me habían hecho propuestas de compra, me han mandado personajes de compra que eran del mismo régimen y yo me negué a vender en el momento en el 2016 porque el hato no está en venta y es una propiedad que es de la familia. Mi mamá está viva, mi mamá tiene 80 años y está viva y fue sacada arbitrariamente de la finca después de dos años de mi detención.

Yo pienso que es muy fuerte, de por qué me hicieron todo esto y por qué me privaron mi libertad y por qué me violaron mi derecho al debido proceso. Me hicieron todo lo que me hicieron era porque querían el hato y siguen en el hato y es la tercera vez que quieren hacer lo mismo y siguen sin ninguna medida legal, una incautación preventiva, ellos acabaron con toda la producción, acabaron con todo lo que estaba adentro del hato, sacaron todo el personal y la gente quedó sin empleo, sin trabajo y bueno, esa es mi perspectiva. De ahí entro yo a cuando llego a la DGCIM, cuando me aíslan dos años sin tener contacto con mi familia, sin tener contacto con nadie y me acaban de esa manera.

¿Qué viste dentro de la DGCIM en tu condición de “preso por un político” en cuanto a violaciones de Derechos Humanos?

Cuando yo llegué allá era el sexto preso en el sector C, que fue donde me privaron la primera vez porque me tuvieron tres meses privados de libertad sin presentarme, violándome todo el proceso constitucional, pero para empezar por un orden y más o menos indicarte, el Capitán Acosta Arévalo, el cual fue llevado a esa sede y donde yo estaba, en el sector C, justamente en una esquina tú podías escuchar los lloros y las torturas que le tenían al Capitán Acosta Arévalo.

En el momento que muere el Capitán Acosta Arévalo nosotros pudimos obtener la información de parte de los custodios que a Acosta Arévalo lo habían llevado a presentar al Tribunal Militar. En ese momento supimos que Acosta Arévalo bajo todas las torturas que nosotros escuchamos, bueno, fue como cayó muerto en su presentación como ya todo el mundo lo sabe. Igualmente las violaciones al capitán de navío, al Coronel Mejias Laya, a Isber Marín Chaparro que es un ensañamiento brutal hacia su persona, las violaciones de golpes en “el tigrito”, sin comida, nueve meses sin ver a su familia, en un cuarto, eso lo vivimos los dos juntos, porque nos lo hicieron a los dos, con luz blanca, sin saber la orientación del día, de la noche y así te puedo contar todo los que estuvieron.

Hay una persona, un señor que murió adentro estando privado de libertad, murió de COVID, estando allá adentro y el señor Pedro León que fue compañero de celda, también tiene tres infartos, tres operaciones coronarias y también sufría de las mismas violaciones de Derechos Humanos, la misma tortura sin distinciones, todo igual. Todas las personas que compartieron conmigo en tres años y siete meses que estuve privado de libertad, incluyendo a periodistas, militares y civiles.

Puedo comentar sobre ti Nicmer Evans, líder político y periodista, que estuvo privado de libertad, te dio Covid, estuviste durmiendo en el suelo, en momentos en el baño al lado de la poceta. Estuviste, por que me consta psicológicamente amedrentado, también torturado y tu familia y estuviste allá adentro. Muchas personas, todos fuimos violados de derechos humanos y conmigo estuvieron dos gringos Matthew John y Drew Horn, dos ciudadanos americanos.

Horn fue violado con un objeto que le metieron por el ano y fue violado allá adentro en las instalaciones y eso me consta a mí, le consta a todos mis compañeros de celda que a esos dos gringos “la medicina” era a diario, noche, madrugada. Le desprendieron los hombros, el gringo Horn estuvo en el hospital militar nueve meses mediante una tortura que le hicieron por cuatro días y le desprendieron la vesícula, le desprendieron la parte vesicular y tuvieron que operarlo en el hospital militar y estuvo casi muerto. Estuvo ocho meses en recuperación y regresó a donde yo estaba igual de la misma forma y después siguió siendo torturado.

El otro ciudadano americano, Matthews fue víctima hasta el último día que yo estuve, fue víctima de muchas violaciones de Derechos Humanos, fue víctima de tortura, le reventaron la poceta, le dieron golpes con la poceta, le reventaron la nariz, se la reventaron, o sea lo sacaron y lo querían poner a grabar videos de cosas que él no sabía, se negaba y lo torturaban. Imagínate, un hombre ex marine americano y lo subían derrotado, acabado, con la nariz quebrada, con los ojos hinchados que no podía ni ver, le partieron los testículos. Eso era a diario para ellos allá. Igual el coronel Oswaldo Palomo, el sargento Bandres, todas esas personas, el comandante Ovidio Carrasco, todos pueden dar fe de lo que yo estoy diciendo porque ellos lo vivieron conmigo.

¿Había interés de narcotraficantes en tu detención?

Vinculación con personas que trabajan con narcotráfico no te puedo decir que conozco porque no conozco, cosa que es obvio de que en el estado Apure ha sido un hato completo pero del Gobierno, ha sido un hato del régimen. Ahora los funcionarios públicos, los directores de instituciones, los generales que van ya a El Retiro compran a través de empresas, cinco, siete, ocho hatos con tantas miles de cabezas de ganado con pistas.

Eso no te lo digo yo porque tenga contactos, sino eso lo sabe hasta un niño de diez años que tú le preguntes en San Fernando de Apure y en Maracaibo pasa lo mismo, en la Sierra de Perijá, o sea, ellos han ido a comprar los hatos y el que no le quiere comprar el hato, se lo arrebatan. Lo tiene que entregar y le dicen: “Mira o es la vida o me vendes el hato y lo que te voy a dar es esto”, y así se adueñaron.

Yo te puedo decir en este momento de siete, ocho hatos que están adueñados ahorita del régimen, de personas del régimen y te aseguro como productor agropecuario que ahí no se produce nada.

Ahora, ¿Para qué lo tienen? ¿Para qué tienen pistas?, ¿Para qué están los hatos? Bueno eso tocaría que en otros niveles, me imagino que ya tienen la información y saben de todo lo que está pasando en esa gran frontera que tenemos nosotros con Colombia que nos une y ha habido ese flagelo toda la vida, pero en este momento el flagelo es indiscriminado total y ellos están enraizados, tienen todos los poderes, tienen el poder judicial. Fíjate, Apure está totalmente secuestrado con los poderes judiciales, te lo puedo decir con base.

Ahí tenemos un exmagistrado Francisco Velásquez que se encargaba completamente de dirigir la orquesta desde el Tribunal Supremo, desde su despacho con Edwin Blanco Lima, con el Fiscal superior Eduardo, con la Fiscal 10°, con la Fiscal Rosa Mota que es de droga, que es una mujer, completamente secuestrado. Ahí todos los que den la orden de Caracas es lo que pasa. El que quiera que vaya preso lo hacen pasar por Tancol, inventado, una persona de una finca, un obrero, un ordeñador, se lo llevan como Tancol, pero los dueños siguen siendo enmascarados bajo una empresa, bajo títulos estructurados y son los dueños de eso que están vistos por el mundo, de que se están haciendo cosas malas ahí, no es porque tenga información sino que todo el mundo sabe lo que está pasando en nuestra frontera.

¿Por qué estás ahora en los Estados Unidos de América?

¿Por qué estoy en Estados Unidos? Primero por mi salud, porque salí deteriorado, me dieron dos infartos, tengo dos sten coronario, me están atendiendo, me dieron el apoyo, estoy protegido, mi familia ha sido perseguida totalmente, mi madre que tiene 80 años ha sido perseguida, intimidada. La mamá de mi esposa fue secuestrada por el DGCIM, fue robada en su apartamento en San Fernando de Apure. Igualmente todo lo que es mi familia, amedrentada de que yo no llevara mi voz, que no llegara a las Naciones Unidas, a la Comisión de Determinación de Hechos.

¿Qué piensas hacer ahora en libertad?

¿Qué pienso hacer? Pienso llevar esto hasta lo último, hasta que se haga justicia en Venezuela y si mi voz va a cooperar para que salga la tiranía, para que salga el narcorégimen, para que se revelen todas violaciones de Derechos Humanos, las torturas, las violaciones sistemáticas, los amedrentamientos, los robos, todo lo que le hacen a cada familia de Venezuela por alzar su voz o por dar una opinión diferente al narcorégimen, bueno yo estoy aquí para servir y para aportar.

Si tengo que aportar mi vida, la aportaría para la libertad de Venezuela, para la libertad de los niños, de todos esos niños que tienen ocho, diez años y que no vivan lo que nuestra generación está viviendo. Que se acabe rápido ese encantador de serpientes que fue Hugo Chávez que fue el que enquistó en nosotros el odio, porque a esto no se le puede llamar tiranía, no se le puede llamar dictadura, esto es peor, esto es un narcorégimen, esto es algo moderno que se quiere instalar geopolíticamente en una parte del mundo y ganar terreno.

Esto es un riesgo al mundo con este narcorégimen nuevo que se enquistó en nuestro país, con ayudas bilaterales, con ayuda del narcotráfico, con ayudas de grupos armados y que ahora pretenden alzarse con la Constitución y alzarse con todos los poderes del país y perpetuarse en el poder para que toda esta diáspora que ya salió de Venezuela, más de cinco o seis millones de personas, salen a otro sendero a limpiar pocetas, salen a hacer de todo a otros senderos, teniendo su patria, teniendo su Venezuela y no pueden porque está el narcorégimen instalado, porque te amedrentan, porque te van a matar a tu mamá, porque te van a matar a tu hijo, porque no puedes llegar, porque le tienes miedo a esa estructura diabólica de brujería que es e la DGCIM, que es la estructura que siembra el terror, dicho por los cubanos.

Tengo que referirme a los cubanos porque muchos los vi allá adentro, muchos estaban en la tortura. Siempre ha habido un cubano cuando estaban torturándonos, a los presos políticos de Venezuela.

¿Fuiste un preso político o económico? ¿O las dos cosas?

Bueno yo no me considero un preso político, yo me considero un preso no político, un preso de un político que todavía no se quién es, que me vieron brillar en la producción agropecuaria y lograron eso para obtener mi finca, para obtener mi ganado, para obtener mi empresa láctea, para obtener todo, pero bueno, me tocó vivir toda esta mala experiencia, pero por un fin.

¿Fuiste o eres chavista y madurista?

¿Que si fui chavista? Mira yo soy productor agropecuario. Llegó el momento en que todos los títulos y ubicaciones de tierras había que tener un certificado de finca productiva.

Al gremio que yo manejo (soy presidente de una asociación de ganaderos en Apure), nos ponían trabas y todo. Todo el mundo estaba tratando de creer en un proyecto del encantador de serpientes de Hugo Chávez y hubo muchos venezolanos que creyeron en un proyecto que iba a cambiar, que iba a desarrollar el agro, la agricultura, la ganadería y bueno, ya estamos en el fondo de la maldad de un narcorégimen, de todo lo que está pasando. Se acabó la libertad de expresión, subieron los presos políticos, se llenaron las cárceles, la tortura, todo lo que ha pasado en el país, el poder adquisitivo, se destruyó la agricultura, la ganadería, ahora es de puertos, de cinco personas, de Delcy Rodríguez, de todas las empresas de ellos mismos que cobran y se dan el vuelto, ¿Qué te puedo decir?

Yo lo que te puedo decir es que soy un hombre que ama la democracia y que quiero que mi país sea libre, que sea un país próspero y desarrollado como los otros países del mundo y salir de la tiranía lo más pronto posible. Esa es mi expectativa desde este momento. El manejo de expectativas anterior es el manejo que tuvieron todos los venezolanos y todos los que apoyaron ese régimen al cual yo no lo apoyé directamente, yo vengo de familia demócrata, mi papá fue senador de Acción Democrática, pero tampoco puedo venir a negar de que en un momento fuimos encantados por ese dictador como lo fue Hugo Chávez o estos lacayos que son peores porque convirtieron a Venezuela prácticamente en una finca, en un bien inmueble de ellos.

¿Qué le pides a la comunidad internacional?

A Biden, a Borrell, a Karin Khan, y a López Obrador le pedidos que hagan justicia justa, justicia justa para liberar a Venezuela de una autocracia criminal, que vean mi caso, yo estoy dispuesto a reunirme con ellos para contar todo.

Una historia diferente

En 2020 la periodista venezolana Sebastiana Barráez contó en Infobae una historia diferente sobre Gabriel Reyes Hernández, conocido como “el Gordo”. La periodista relató entonces:

El 7 de octubre, los delegados que la Alta Comisionada Michelle Bachelet tiene en Venezuela regresaron a las instalaciones de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim). Un hecho relevante fue lo que ocurrió ahí con uno de los detenidos, que se encuentra en el sótano 1 sector C, llamado Reyes Gabriel Hernández, a quien en el estado Apure conocen como el Gordo, y en la DGCIM como el Finquero de Apure.

Hace unas semanas le dice a custodios y a otros presos que algunos de los oficiales, precisamente quienes han sufrido mayor tortura, estaban planificando un motín para fugarse. La historia fue bien armada, menos por el hecho de que a dos de las personas que coloca orquestando el motín son dos coroneles, uno de los cuales está preso porque el otro lo delató. A consecuencia de eso, tres militares son enviados a la celda de castigo en la Casa de Los Sueños. Entonces no pasó de ser más que un chisme mal intencionado, hasta la visita de la Comisión de la ONU.

Ese día, los delegados de Bachelet les dan un recorrido por el sector C del sótano 1. La comisión iba en compañía de los principales funcionarios denunciados por tortura y violación de derechos humanos, con quienes El Finquero mantiene una estrecha relación de camaradería. Hernández dijo, casi a gritos, a los delegados de Bachelet, que ahí nunca se ha torturado a nadie, que eso que han dicho las víctimas de tortura son inventos y que quienes están en la Casa de Los Sueños es por mala conducta.

Es el único de los presos que en su celda tiene nevera, televisor, microondas, radio e incluso electricidad individual, por lo que cuenta con apagador propio. Al igual que la mayoría de los detenidos, en esos sótanos infernales, se enfermó de COVID y lo enviaron por unos días a la Casa de Los Sueños. Él tiene problemas renales.

Mientras el Capitán retirado del ejército Jesús Alberto Aguilarte Gámez fue consentido de la revolución bolivariana y gobernador del estado Apure, su compadre Reyes Gabriel Hernández se convirtió en un potentado.

Pero es necesario recordar quién era Aguilarte para entender el caso del hoy detenido en DGCIM. El capitán participó activamente en la intentona de Golpe de Estado contra el entonces presidente Carlos Andrés Pérez, el 4 de febrero de 1992, liderizado por Hugo Chávez, Javier Arias Cárdenas, Jesús Urdaneta Hernández y Yoel Acosta Chirinos.

Con la llegada, años después, de Chávez a la presidencia de la República, todos los que habían participado, apoyado o asomado la cabeza a última hora el 4F recibieron lluvias de beneficios, incluso algunos hasta rangos militares.

“Todos sabían que El Gordo andaba en malos pasos. Cristóbal Jiménez se lo llevó para un acto en Fuerte Tiuna. Al término del mismo, el ministro Padrino López mandó a llamar al cantante a su oficina y le pidió que para futuros actos no llegara con ese tipo de compañía, lo que evidencia que sabía quién era Reyes”, dice a Infobae una fuente política.

El 31 de julio de 1999, Aguilarte toma posesión como gobernador del estado Apure. Ese día Chávez da un discurso, donde dice: “Se convierte usted, Capitán Aguilarte, en el último gobernador del siglo XX en el estado Apure y al mismo tiempo, el primer gobernador del siglo XXI del estado Apure”.

Al término del mandato Aguilarte no logra repetir en la Gobernación. Pero lo intenta nuevamente y siendo gobernador en febrero del año 2011, fue presionado a renunciar. Un mes antes del hecho Diosdado Cabello viajó a la Gobernación, se reúne con Aguilarte, con quien nunca había tenido buena relación, y con El Gordo Reyes Gabriel, con quien sale de ahí en el mismo vehículo.

Semanas después Chávez le propone a Antonia Muñoz, ex gobernadora de Portuguesa, que asuma la gobernación de Apure, pero ella se niega. Diosdado propone de inmediato a Carrizalez, quien había sido Vicepresidente de la República y así se convierte en gobernador de Apure, cargo en el que lleva nueve años.

Trece meses después, el 24 de marzo 2012, a Aguilarte le dispararon mientras se encontraba en un local de comida rápida en Maracay, estado Aragua; permanece en una clínica hasta que muere el 2 abril. Todo indicaba que era un sicariato y por ello aprehendieron a seis hombres: Unai Bastidas y su padre Pedro Bastidas, Jesús Enrique Rodríguez, Renzo Torres, Spartaco Pacheco y Daninyer Daniel Ferraez. No hubo detención de los autores intelectuales del hecho; aunque siempre se mencionó que eran deudas del narcotráfico, el caso se silenció. Después se supo que el capitán Aguilarte había hecho contactos previos con la DEA para suministrarles información.

Un amigo de Aguilarte dijo a Infobae que “El Gordo fue parte de la perdición de Aguilarte, porque lo engolosinó buscándole drogas y mujeres. La pistola que Aguilarte cargaba encima el día que le dispararon se la había dado Reyes tres semanas antes”. El Finquero siguió en Apure, donde tenía importantes inversiones, se le menciona como pieza clave de negocios del narcotráfico en la zona. Y entra en conflicto con Carrizalez.

En escena aparece el M/G Eslaín Moisés Longa Tirado, que encabezó el rescate aéreo de Chávez la madrugada del 14 de abril luego del Golpe del 11A 2002; el alto oficial fue de la REDI Los Llanos de 2012 a 2013. En abril del 2015, y ante señalamientos hechos contra él por Carrizalez, Longa reconoció su relación con Reyes, a quien conoce en el 2011, cuando le solicitaron ayuda por la desaparición de una avioneta de El Gordo en el aeropuerto de Guárico. El periodista Miguel Cardoza publicó entonces que el oficial reconoció “ciertos tratos económicos entre ambos, pero no de grandes dimensiones, el mayor contacto era para usar el referido predio en la lucha contra el narcotráfico”, según Longa aseguró a los medios.

El estado Apure es clave en lo que se refiere a la presencia de oficiales, entre esos generales, relacionados con dueños de fincas y riquezas que nadie sabe cómo florecieron tanto. Reyes Gabriel Hernández se relacionó siempre con oficiales de alto rango, algunos de ellos por estrecha relación de amistad y negocios.

Cuando ocurre el intento de magnicidio contra Nicolás Maduro el 4 de agosto 2018, empezó una cacería contra oficiales de diverso grado militar a quienes los servicios de Inteligencia señalaban de estar involucrados, también se aprovechó de involucrar a figuras políticas y militares incómodas.

Un oficial, quien supuestamente iba a ser detenido por el caso, habría sido ayudado por Hernández para que huyera del país. Por esa razón lo detienen, lo imputan y lo envían a la DGCIM donde aún permanece. Lo resaltante es que le confiscan el millonario hato El Chaparralito, rico en pistas de aterrizaje para aeronaves donde, por cierto, según han narrado habitantes de Apure, “El Gordo hace fiestas con mujeres y exceso de todo, siendo las últimas para Francisco Flores. En ese grupo estaba Cristóbal Jiménez y Nixon España que era de PDVSA”.

Hay que destacar que El Gordo, apodo de antes que Hernández se hiciera la manga gástrica, intentó controlar el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) en Apure, pero tuvo mucha resistencia. “Él es hablador, trata de hacer amigos y su personalidad no es hostil, pero es muy hábil, envía regalos, halaga, hace y pide favores”, lo describe un dirigente del chavismo.

Al final le quitaron El Chaparralito, otras fincas, algunos apartamentos y unos galpones en Valle de La Pascua. Le quedan importantes empresas en el exterior. Ya no viste un día de un traje de marca y al día siguiente de otra más costosa, tampoco hace lujosas fiestas con ex reinas de belleza, pero sigue siendo un privilegiado incluso en el infernal sótano de la DGCIM, aunque sea para mentir.

 

Lea el Semanario El Venezolano – Edición Miami, del 19 al 25 de mayo de 2022

Continue Reading

Otras Latitutes

La historia del venezolano Rafael Villasmil y su relación con un ganadero sospechoso en Venezuela de estar vinculado con organizaciones del narcotráfico

Published

on

By

El político y empresario venezolano Rafael Villasmil, se escucha, está casado o tendría una relación con Andrea Bracho, hija del ganadero zuliano Luis Bracho, mismo que se ha dedicado en Venezuela a comprar fincas ganaderas en Apure y otros estados limítrofes con Colombia, con el apoyo de grupos armados y conexiones en el poder. Fincas como el Hato Merecure en Apure, en donde recientemente la Armada venezolana halló un narcosubmarino.

 

Villasmil militó en Venezuela en el partido opositor Voluntad Popular (VP), siendo dirigente juvenil. Desde joven ha estado muy cerca de la política y el poder. De VP, saltó al también opositor partido Un Nuevo Tiempo (UNT), junto a los exgobernadores zulianos Manuel Rosales y Pablo Pérez.

Posteriormente Villasmil dejó de simpatizar con UNT y luego de pronunciarse en contra de los dirigentes de la tolda, se unió al chavismo, con el propósito de apoyar en su campaña a la gobernación del estado Zulia al entonces candidato Francisco Arias Cárdenas, quien una vez electo, designó a Villasmil, como presidente del Programa de Alimentación Escolar (PAE) en la misma entidad.

Algunos datos sobre la labor de Villasmil en el PAE permiten inferir que pudo ser su propio suegro quien vendiera carne y otros insumos alimenticios al programa escolar que el converso político dirigía.

En 2017 circuló un vídeo en las redes sociales en el que aparecía el exdirigente de UNT en el estado Zulia, Rafael Villasmil, quien era mano derecha del entonces gobernador chavista de ese mismo estado, Francisco Arias Cárdenas, riéndose a carcajadas y afirmando: ¡Camaradas, estoy muy estresado, estoy muy estresado…!

 

Algunos en las redes sociales aseguraron que Villasmil pudo haber estado bajo los efectos de algún tipo de sustancia, mientras se grababa en el vídeo.

Hoy por hoy Villasmil se mantiene de perfil muy bajo en las redes sociales, algo apartado de la política y más dedicado a la actividad agropecuaria, con su Agropecuaria Villasmil CA. Se escucha, que formando parte del entramado de negocios de su suegro.

En 2010, con motivo del aniversario número 481 de Maracaibo, el entonces coordinador del movimiento político y social Voluntad Popular en Maracaibo, Rafael Villasmil, felicitó y envió un mensaje de esperanza y optimismo a la ciudad del Sol Amada.

Villasmil expresó que querían resaltar “a una ciudad que nos ha dado tanto, que tenemos sembrada en el corazón”.

“Los buenos ciudadanos siempre tienen presente a la ciudad en sus actitudes –no sólo el día de hoy- sino los 365 días del año”, manifestó Villasmil confiado de que va a llegar el momento en que Maracaibo retomará su gran rumbo.

Villasmil recordó que cuando Maracaibo surgió “no había ni alcaldes ni gobernadores sino que lo hizo con sus propios empresarios, con sus comerciantes, con sus zonas populares, con sus buhoneros, con su gaita, con su folklore, con su cultura Después de esos grandes pasos apareció la descentralización, los alcaldes y gobernadores”.

Cambio de bando

En 2012, los exdirigentes del partido Un Nuevo Tiempo, Rafael Villasmil y Samir Puentes, explicaron sus razones para abandonar el partido y anunciar su respaldo a la candidatura de Francisco Arias Cárdenas a la gobernación del Zulia, durante su intervención en el espacio Dando y Dando del canal del Estado venezolano, Venezolana de Televisión.

“El Zulia está secuestrado por la inseguridad”, afirmó Villasmil, tras recalcar que el gobernador Pablo Pérez tenía cuatro años manifestando sus intenciones de ayudar en el tema de la seguridad, pero sin resultados.

“No podemos seguir rompiendo ese vaso comunicacional con el Zulia con el gobierno nacional. Para que definitivamente los zulianos podamos formar parte de esos tres niveles de gobierno para beneficio de los zulianos. Por ejemplo con el Mercosur, aquí hay muchos productos y el Zulia puede entrar en esa cadena internacional de comercialización, pero para eso necesitamos un gobernador que se siente con el Presidente”, recalcó Villasmil.

“Hago un llamado a reflexión a aquellas personas que saben que estamos atravesando por un grave problema, especialmente en seguridad”, expresó al reiterar sus cuestionamientos a la falta de estrategias por parte del Ejecutivo regional para atender el problema de la inseguridad.

“Los resultados electorales del 7 de octubre, es la primera vez que Chávez da una paliza en el Zulia, ese fue el primer termómetro clarito de cómo el zuliano evaluó la gestión del gobernador Pablo Pérez. Estamos convencidos que mucha gente que se identificaba con la oposición asume la realidad y el compromiso de un gobernador eficiente y que se entienda tanto con el gobierno nacional que con el resto de los 21 alcaldes del Zulia”, subrayó.

Rafael Villasmil, exsecretario de Maracaibo Oeste para el Gobierno regional del estado Zulia, decidió en 2012 abandonar el partido Un Nuevo Tiempo donde otrora flanqueaba a Manuel Rosales y posteriormente a Pablo Pérez.

Su decisión la puso de manifiesto en rueda de prensa y aseguró que no había marcha a atrás.

Y dijo que Pablo Pérez no pudo con la responsabilidad del Estado. «Duele que en el Zulia no haya gestión», aseguró.

Quien fuera también el presidente del Mezul en la Gobernación del Zulia señaló que confiaba en un cambió de Gobierno a favor del Psuv y apuntó que confiaba en los alcances que puede tener el estado en manos del socialismo.

Anunció que fundaría una organización llamada Todos por el Zulia.

En 2013, ya como presidente del Programa de Alimentación Escolar Zuliano (PAEZ), Rafael Villasmil consignó pruebas ante el Ministerio Público en la ciudad de Maracaibo , en donde denunció que en el PAEZ se cocinaba una presunta «olla podrida», que involucraba la malversación de fondos.

Rafael Villasmil es, al parecer, familiar de la abogada y presidenta del Consejo Legislativo del estado Zulia, Iraida Villasmil.

 

Lea el Semanario El Venezolano – Edición Miami, del 19 al 25 de mayo de 2022

Continue Reading

Otras Latitutes

Hermanos Ricardo Alberto y Luis Enrique Martinelli Linares fueron sentenciados a 36 meses de prisión en Estados Unidos tras confesar que participaron en esquema de sobornos a petición de su padre

Published

on

By

Después de casi dos años escuchando que Ricardo Alberto (Rica) y Luis Enrique Martinelli Linares conspiraron para blanquear $28 millones en sobornos de Odebrecht, para beneficio de un “alto funcionario panameño” que, además, es “familiar cercano” de ambos, finalmente se sabe quién es esa persona: el expresidente Ricardo Martinelli Berrocal.

Sucedió en la audiencia convocada por el juez Raymond Dearie, del Distrito Este de Nueva York, para comunicar la sentencia, cinco meses después de que Ricardo Alberto y Luis Enrique, de 42 y 40 años de edad, respectivamente, se declararan culpables. Cada uno fue condenado a 36 meses de prisión, a lo que habría que descontar los 23 meses que han estado en detención preventiva. Una vez cumplan el tiempo en prisión, deberán permanecer dos años en libertad supervisada. También deben pagar una multa conjunta de $250 mil, reveló Maibort Petit en La Prensa.

El primero que se refirió a la participación del expresidente fue Sean Hecker, abogado de Rica Martinelli.

“Los dos hermanos no buscaron pertenecer a una empresa criminal, ni pensaron en ellos. Su padre se los pidió”, dijo Hecker al juez Dearie, indicando que los acusados, inicialmente, pensaban que toda la operación era legal.

“Luego, cuando se enteraron, por el monto de dinero, decidieron cooperar con la justicia, porque sabían que eso no estaba bien. Fueron ellos mismos los que llevaron el caso al gobierno [estadounidense]. Ustedes entenderán que no es fácil ir a hablar con el gobierno de Estados Unidos sobre tu propio padre”, señaló Hecker. “Lo que hicieron fue porque el padre se los pidió”, agregó después.

El juez, sorprendido, se refirió a los dos acusados, presentes en la sala vistiendo uniformes de prisioneros, como “dos jóvenes arrogantes”, lo que fue refutado por el abogado de Luis Enrique, una vez se le concedió la palabra.

“¿Arrogantes? No son arrogantes. Ellos lo que tenían es miedo, porque no conocían el sistema. Muchísimo miedo de llevar la contraria, porque son dos muchachos que se criaron con un padre dominante”, señaló James McGovern.

“Él [Luis Enrique] empezó a hacer lo que su padre decía y abrió las cuentas [bancarias]. Pero una vez entendió que el origen de los fondos era ilegal, vino, fue al gobierno, habló, dio información, entregó el dinero y avisó a su padre”, añadió.

La fiscalía ha dicho que el crimen se cometió entre agosto de 2009 y septiembre de 2015. McGovern le dijo al juez que su cliente se percató que el dinero era “sucio” en 2010.

“Nadie puede estar por encima de la ley, al menos en Estados Unidos. Ellos creían que aquí, en Estados Unidos, podían hacer lo mismo que en Panamá, especialmente cuando su padre era presidente”, indicó la fiscal adjunta Alixandra Smith.

Martinelli Berrocal gobernó entre el 1 de julio de 2009 y el 30 de junio de 2014.

La fiscal consideró inaceptable la solicitud de la defensa para que se considerara que los acusados ya habían cumplido la sentencia, en virtud de los 23 meses que han estado en prisión preventiva (primero en Guatemala y ahora en Brooklyn), desde que fueron capturados, el 6 de julio de 2020.

“La sentencia debe ser un ejemplo para los funcionarios de Panamá que cometen ese delito y usan el sistema financiero estadounidense. Debe haber una condena razonable para una conducta inaceptable”, remarcó Smith.

Los dos acusados también se dirigieron al juez. Ambos leyeron notas en las que expresaban su arrepentimiento y pidieron disculpas a Panamá, a su madre y a su hermana. Luis Enrique también se refirió a su esposa e hijas. Ninguna de ellas estuvo presente en la sala, durante la audiencia, abarrotada de periodistas, a los que solo se les permitió tomar apuntes. Los celulares y las cámaras estaban prohibidos. También estaban dos enviados de la Procuraduría General de la Nación (PGN), identificados con gafete. Se trata del fiscal Superior de Asuntos Internacionales, Agustín Almario Castillo, y del fiscal Superior Anticorrupción, Mahmad Daud Hasan. Uno de los fiscales estadounidenses que acompañaba a Smith se les acercó para saludarlos.

“Cada vez que hablo con ellas, debo asumir que he cometido un error que pagaré toda la vida”, le dijo Luis Enrique al juez, sobre su esposa e hijas. Consideró un “error” haber aceptado tomar las riendas de la cadena de supermercados, propiedad de su familia, cuando su padre ganó las elecciones presidenciales, en mayo de 2009. “Debí haber dicho que no”.

La defensa pidió clemencia e hizo referencia a las numerosas notas enviadas por familiares, amigos, excompañeros de trabajo y de universidad… Hasta el sacerdote del centro de detención metropolitano (MDC, por sus siglas en inglés), de Brooklyn, escribió una nota.

“Su señoría, ¿usted había visto que un capellán del MDC diera una carta de recomendación?”, se jactó McGovern. Luego hizo un recuento de las condiciones “inhumanas” del MDC, donde ingresaron los acusados cuando fueron extraditados de Guatemala (Luis Enrique, el 15 de noviembre de 2021, y Ricardo Alberto, el 10 de diciembre). “Hoy es la primera vez que salen de la celda. Esto no es normal, al menos aquí, en Estados Unidos”, indicó.

El Departamento de Justicia estadounidense emitió un comunicado, luego de conocer la condena dictada por Dearie. En el comunicado, expresó su disposición de utilizar todas las “herramientas” a su alcance, para combatir la corrupción.

“Ricardo y Luis Martinelli Linares enviaron millones de dólares en sobornos, a través de bancos estadounidenses, a sus cuentas en Suiza, a fin de ayudar a Odebrecht a ganar influencia corrupta en los niveles más altos del gobierno panameño”, señaló Kenneth Polite, fiscal general adjunto de la División Penal del Departamento de Justicia, citado en el referido comunicado, donde no se menciona directamente el nombre de Martinelli Berrocal.

En Panamá, Luis Eduardo Camacho, vocero del expresidente, señaló que el objetivo de la defensa era obtener una sentencia favorable para Luis Enrique y Ricardo Alberto.

“En sus conversaciones con ellos, [el expresidente] les expresó que sus abogados deberían hacer todo lo que fuera necesario con ese fin”, señaló Camacho, en un mensaje divulgado en su cuenta en Twitter. Martinelli retuiteó el mensaje, agregando la frase: “Sin comentarios”.

Horas antes de la audiencia de este viernes, la fiscal adjunta Smith presentó una orden preliminar al juez Dearie, para confiscar casi $18.9 millones, además de todos los “derechos”, títulos, intereses e ingresos “que se puedan rastrear”, ligados al delito por el que los hermanos Martinelli Linares se declararon confesos. Parte de los fondos está depositado en dos cuentas en el Bank Vontobel AG, en Suiza, a nombre de las sociedades Diamong Investments Corp. y Waterspoon International Ltd.

Entre los bienes decomisables está un condominio frente al mar en Brickell Avenue, Miami, en el edificio Icon Tower, que en un tiempo fue la residencia de Luis Enrique. El apartamento ya fue vendido en $1.4 millones. Además, la fiscal adjunta pide la ejecución de la fianza de inmigración que ambos consignaron, luego de ser detenidos por agentes migratorios, el 20 de noviembre de 2018. Esa fianza tiene un importe aproximado de $1 millón 32 mil, para cada uno.

Sobre el apartamento en Icon Tower, la defensa alegó que Luis Enrique lo adquirió, porque su padre le dijo que “invirtiera” el dinero.

 

Lea el Semanario El Venezolano – Edición Miami, del 19 al 25 de mayo de 2022

Continue Reading

Trending

Copyright © 2017 Zox News Theme. Theme by MVP Themes, powered by WordPress.